1 / 4
2 / 4
3 / 4
4 / 4

Controlamos el uso de la palma de cera previo a la tradicional celebración del domingo de Ramos


Iniciamos actividades de prevención, pedagogía y control en temporada de Semana Santa por la vida. 

La Policía Metropolitana de Popayán, teniendo en cuenta el inicio de la Semana Mayor con el tradicional domingo de ramos, tiene como propósito desestimular el uso de la Palma de Cera, a través de nuevas alternativas de solución para los feligreses tal como la utilización de la Palma de Iraca, hoja de eucalipto, juncos, hojas de mata de plátano, hojas de mazorca o plantas vivas; es importante mencionar que la Palma de Cera es el Árbol Nacional de Colombia y se constituye como el hábitat del Loro Orejiamarillo, especie que se encuentra en peligro de extinción según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN). 

Así es como, el Grupo de Protección Ambiental y Ecológica en coordinación con el Grupo de Carabineros, realizan campañas de sensibilización en parques, iglesias, sitios de peregrinación, terminal de transporte, plazas de mercado y en general en aquellos lugares con gran afluencia de personas, con el fin de abordar gran parte de la población, suministrando información sobre la importancia que representa la flora para el equilibrio dentro de los ecosistemas. 

Recordemos que las personas que sean sorprendidas comercializando o usando la Palma de Cera, serán judicializados por delitos ambientales, contemplados en la ley 2111 DEL 2021 “ilícito aprovechamiento de los recursos naturales". 

Tips: 

La Palma de Cera cumple una función clave en los bosques andinos donde habita, pues provee refugio y alimento a una gran cantidad de animales. Una de las relaciones ecológicas que han sido más publicitadas es la que existe entre esta especie y el loro Orejiamarillo (Ognorhynchus Icterotis), esta ave en peligro de extinción y casi exclusiva de las cordilleras colombianas, depende de las palmas pues anida solo en agujeros en sus troncos; además, también se alimenta con sus frutos. Esta relación es tan estrecha que, si la palma llegara a desaparecer, los loros también lo harían. 


Una alternativa para remplazar las especies silvestres es la Palma de Iraca, una planta muy parecida a una palmera, sin tronco, con los pecíolos (tallos de las hojas) largos y rectos, surgiendo casi directamente del suelo. Cada uno de estos lleva en la punta la lámina de la hoja, que está dividida en muchos segmentos, en forma de mano abierta. la inflorescencia, en forma de espiga, también crece en un tallo que sale directamente del suelo. 

Juntos podemos proteger nuestros parques y especies, garantizándole así un futuro a nuestra niñez.

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Formulario de contacto